¿Se espera un mega terremoto en México?

Por más de 100 años, la región conocida como la “Brecha de Guerrero” ha presentado un gran "silencio sísmico"

(FOTO: Archivo/EL UNIVERSAL)

26/09/2017 18:11

|

José Pablo Espíndola




Por diversas fuentes de información, las personas han podido leer la “noticia” de que un "mega terremoto" ocurrirá en México. Lo cierto es que, cada que ocurre un sismo, el rumor se desata y llena de miedo a la gente. El Servicio Sismológico Nacional, a través de sus diferentes plataformas afirmó que, hasta el momento, los sismos no se pueden predecir. “Ningún método o tecnología permite conocer cuándo ocurrirán”, se puede leer en uno de sus mensajes.

Pero, ¿de dónde surgió esta idea?

Por más de 100 años, la región conocida como la “Brecha de Guerrero” ha presentado un gran "silencio sísmico", lo que hace pensar a muchos investigadores que la zona está acumulando mucha energía y el día que la llegue a liberar ocurrirá un terremoto con una magnitud superior a los 9 grados. Pero tranquilos, si este movimiento telúrico llegara a ocurrir, las alarmas sísmicas de la Ciudad de México sonarían 60 segundos antes de que llegara el movimiento a la ciudad.

Sin embargo, el doctor Víctor Hugo Espíndola, responsable de análisis del Servicio Sismológico Nacional (SSN), nos comenta otra teoría que explicaría la falta de sismos en esa zona. “No quiere decir que no haya ocurrido un sismo, sino que ha habido desplazamientos mínimos”.

Espíndola explica que la falta de movimientos telúricos fuertes puede deberse a que no se ha acumulado la suficiente energía en la zona porque las placas se han movido poco y muy lentamente. "Recordemos que un terremoto es cuando una falla se desliza súbitamente, pero si esa fallita se va moviendo muy lentamente como tortuguita, a lo largo de varios meses, por poner un ejemplo, pues va a pasar desapercibida porque la energía que comúnmente en un sismo se libera en unos cuantos segundos, aquí se va a liberar en meses”, asegura.

El responsable de análisis del SSN dijo que varios estudios recientes hacen ver viable la posibilidad de que la ocurrencia de esos sismos lentos estén pasando en la Brecha de Guerrero, de tal manera que no se ha acumulado la suficiente energía en esa región para que ocurra un sismo grande.


“Sin embargo no hay que descartar la probabilidad, recordemos que los sismos no son predecibles, solo es una teoría”, asegura Espíndola.

jpe




Ver articulo completo