RAM 1500, el ejemplo de como hacer una pick-up

Probamos el modelo 2019 de esta pick up y con sus prestaciones, al nivel de vehículo de lujo, será un contendiente difícil de igualar para sus competidores


10/08/2018 15:03

|

LUIS HERNÁNDEZ DEL ARCO




La anteiros generación de RAM 1500 ya había marcado pauta, por el nivel de conducción y equipamiento, el nuevo capítulo de esta pick-up va más allá y supera por mucho a su predecesor y rivales. Lo mejor de esto es que la competencia se pondrá más viva que nunca ya que, al ver todo lo que contiene esta creación de la marca del carnero, la Ford F-150 (lider de las pick-ups) no se quedará de brazos cruzados.

Siguiendo lo pasos de los vehículos de pasajeros (SUVs, sedanes, coupés, hatchbacks) de la actualidad, sobre todo a los que pertenecen a los segmentos de lujo, esta pick-up tiene como punto principal ofrecer la mayor tecnología posible. Tal vez a algunos les suene exagerado, pero una vez que convives con esta pick-up, el punto de comparación es algo cercano a lo presente en un Mercedes-Benz Clase S. Ojo: no estamos diciendo que se maneje como tal pero sí es similar a la oferta alemana en cuanto al equipamiento y por el perfomance con el que supera con creces (momentáneamente) a su competencia.

Lo que más llama la atención de esta nueva generación, encima de la calidad de los materiales (cuero, madera y aluminio) y la atención al detalle, es la ausencia de la clásica palanca de velocidades, ya sea montada en la consola central o en la columna de la dirección, para adoptar un mando giratorio como lo hizo por primera vez en la industria Jaguar. Esta solución permite que exista mayor espacio para guardar objetos entre los dos asientos delanteros o,  bien, que vaya más cómodo el pasajero que se siente en medio en la fila posterior. Al no existir una palanca como tal o la presencia de paletas, los cambios manuales de la caja automática de ocho velocidades son por medio de dos botones situados en el volante.


Otra solución nunca antes vista en el segmento y que fue vista por primera vez en el Tesla Model S, es la implementación una pantalla táctil de alta resolución de 12 pulgadas. Está posicionada de forma vertical, por lo que pareciera una enorme tablet al centro del tablero. Dentro del menú que imita iconos de apps, no solo es posible visualizar las cámaras que monitorean los 360 grados del vehículo y manipular el audio Harman Kardon con 19 bocinas, el navegador, el Apple CarPlay y Andorid Auto; sino que también es posible operar y configurar la mayoría de los menesteres de confort y seguridad.

Como es costumbre en esta clase de vehículos, lo que sobra es espacio para guardar objetos y la cantidad de conectores USB y tomas de corriente. Al tratarse de una nueva generación y una versión enfocada al lujo, existen diversos compartimientos en el tablero, consola central, paneles de las puertas e inclusive existen dos en el piso de la fila posterior. 

Junto a todo este amplio nivel de equipamiento, el espacio interior es aun mayor que su antecesor. Esto se debe a que la carrocería creció a lo largo y ancho. Así que si llegaba a existir duda de la habitabilidad de la Ram 1500, que no lo no creemos, esto ha quedado resuelto.


Manejo similar al de una SUV.  Si a lo anterior sumamos una perfecta insonorización de la cabina, una dirección asistida eléctricamente, una carrocería más ligera (emplea acero de alta resistencia y aluminio), una suspensión neumática y un sistema de frenos con discos más grandes, tenemos como resultado un nivel de conducción nunca antes visto en un vehículo de su tipo. Por la manera en cómo se planta en el camino, por la estabilidad y la suavidad en caminos disparejos, hace que nuestra mente olvide que vamos al mando de una pick-up. Y es que al estar acostumbrados a todo lo contrario, no hay otra manera de describir la conducción de esta nueva generación más que de sorpresa y admiración; de ahí que mencionemos de nueva cuenta que se trata del Mercedes-Benz Clase S de las pick-ups.

El público, el más beneficiado.  Lo mejor  de esta Ram 1500 no sólo es el nivel de satisfacción que dará a sus clientes, sino que abre un nuevo capítulo en la historia de las pick-ups, ya que marcará pauta ante sus rivales. Como lo mencionamos anteriormente, lo mejor está por venir, pues Ford y Chevrolet tendrán que trabajar a marchas forzadas para estar al nivel de este modelo. Una vez más damos gracias a esta bendita competencia, en la que los más beneficiados son los consumidores.


No obstante, la elevación en cuanto a tecnología mecánica y de equipamiento tiene sus repercusiones  para hacerse de la nueva RAM 1500 en nuestro país, pues al ser un producto con un enfoque premium, el precio es como tal. 

La nueva RAM 1500 ya está disponible a la venta en distribuidores de la compañía a nivel nacional con distintas versiones que se distinguen entre sí por el nivel de equipamiento y configuración en la cabina. 

La versión Limited funge como la opción tope de gama y estará colocada en un precio de entrada al mercado mexicano de $1’099,900 pesos. Esto puede parecer mucho si se piensa como un auto de carga, pero una gran opción para todo lo que en realidad representa. 





Ver articulo completo