“Queremos que nos traten como un sector diferente”

Jacobo Buzali Presidente de la Asociación Mexicana de Franquicias, pide que banca vea menor riesgo de franquicias; proyecta crecimiento de entre 10% y 11% en 2017

Jacobo Buzali Presidente de la Asociación Mexicana de Franquicias (GERMÁN ESPINOSA. EL UNIVERSAL)

05/09/2017 03:45

|

Mariana F. Maldonado




A pesar de la incertidumbre económica que implicó la llegada de Donald Trump a la presidencia de Estados Unidos, el sector de franquicias se espera que siga creciendo como lo ha hecho en los últimos años: A dos dígitos. Para 2017 el pronóstico es de entre 10% y 11%.

Jacobo Buzali, presidente de la Asociación Mexicana de Franquicias, a meses de haber llegado al cargo, tiene varios objetivos para impulsar el sector, como ampliar las fuentes de financiamiento para este sector que mueve a la economía.

“Tenemos algunas fuentes de financiamiento con el Instituto Nacional del Emprendedor (Inadem) y con el gobierno de la CDMX, pero queremos empezar con iniciativa privada, con bancos, y buscar métodos alternativos de financiamiento para las franquicias”, asegura.

El objetivo es que los bancos traten a las franquicias de forma distinta a la de cualquier modelo de negocio por su mayor certidumbre en cuanto al riesgo, con el objetivo de obtener mejores condiciones de financiamiento.

¿Las franquicias necesitan más fuentes de financiamiento?

—Sí, estamos trabajando en eso, ya hemos hablado con un par de fondos y en eso estamos.


Queremos que los bancos nos traten como un sector diferente, porque normalmente cuando te acercas al banco te prestan como a cualquier empresa, pero lo que estamos intentando hacer es que los bancos vean al sector de franquicias como un modelo menos riesgoso.

No es lo mismo que yo me emprenda como persona a que llegue como franquiciatario de una empresa franquiciante sólida.

También para el banco va a ser importante dar este paso porque el riesgo en teoría es mucho menor con una franquicia.

Entonces, ¿los bancos te analizan a ti como a cualquier persona?


—Hoy tenemos al Inadem. Con el Gobierno de la Ciudad de México tenemos una muy buena relación y también tenemos un crédito interesante con tasas preferenciales, pero sigue siendo gobierno.

Deberíamos tener más alternativas, entre más fuentes de financiamiento tengamos, mejor vamos a estar todos.

Al final del día somos un sector relevante para la economía mexicana. El modelo de franquicias es, sin lugar a dudas, el método más eficiente para lograr tu objetivo con el menor riesgo posible. Que te puedes matar en el camino, también, no hay una garantía, pero sí bajan el riesgo.

¿Una franquicia es una buena forma de empezar en el mundo de los negocios?


—Sí, 100%. Eso te enseña, te da mucha formación y disciplina. Porque al final, si quieres comprar una franquicia, tienes que seguir algo. No tienes la autonomía que podrías tener en un negocio independiente.

Si abres tu taquería, haces lo que se te dé la gana; si tu pones una taquería que es una franquicia, allí hay límites, no te puedes salir de estos límites. Esto es lo que te da una disciplina importante y con el tiempo tú puedes desarrollar tu propia franquicia y puedes tener el modelo. Es una buena puerta de entrada.

Cuando una persona se debate entre negocio propio y franquicia, ¿cuál sería tu consejo?

—Que tenga la información correcta. El modelo de franquicias a nivel estadístico es un modelo más seguro que un modelo de negocio propio. 80% de la gente que abre un negocio propio no llega al tercer año de vida. En contraste, en las franquicias, más de 85% pasa el quinto.


Mucha gente me pregunta cuál es la clave para triunfar en las franquicias. La clave es tener valor y aventarse, no sin prepararse, sino estudiando muy bien y haciendo tu propia investigación. Si quiere una franquicia, investigar a fondo quién es la empresa franquiciante, cuál es su historia, cuál es su reputación, platicar con franquiciatarios que estén operando su negocio, checar el mercado donde vas a incursionar, checar el sector. No es lo mismo un sector que va al alza que un sector que va a la baja, independientemente de que la franquicia sea muy buena.

Son muchos elementos que se deben investigar para cualquiera de los dos modelos, pero, definitivamente, el modelo de franquicia es infinitamente más seguro. No es garantizado, ni mucho menos, pero es mucho, mucho más seguro.

Depende mucho de lo que el emprendedor quiera a largo plazo, ¿no?

—Hay un tabú en el que el emprendedor piensa que las franquicias son muy caras, entonces dicen: “No, no voy a ir a la feria de franquicias, allí no me alcanza, mejor lo hago yo, y en vez de comprar una taquería establecida, pongo los tacos Juanito y se acabó” y no forzosamente es verdad lo que están diciendo. Hay modelos de franquicias muy atractivos, de muy bajo costo. Están disponibles las microfranquicias que se pueden empezar desde 50 mil pesos.


Hay un abanico muy grande para todo tipo de inversionista. Una franquicia te puede salir mucho más barato por el retorno de la inversión de lo que te costaría incursionar en un negocio propio.

Hay muchos tabúes con relación a las franquicias.

—Sí, hay muchos tabúes. Tú le hablas a alguien de franquicias y te mencionan a McDonald's. Definitivamente es una franquicia icónica, cuando yo empecé con mi negocio hace 24 años, me decían franquicia y era sinónimo de McDonald’s, pero hoy somos mucho más que eso. Hay franquicias orgullosamente mexicanas que son sumamente interesantes. Hace 28 años, cerca de 90% de los giros eran extranjeros y 10% eran mexicanos, hoy es exactamente a la inversa, entre 85% y 90% son mexicanos y solamente entre 10% y 15% son extranjeros.

¿Qué pasa con esta inestabilidad con Estados Unidos y las franquicias en México?


—En el último trimestre de 2016 y el primer trimestre de 2017 hubo una inestabilidad e inseguridad en el sentido de qué iba a pasar con la llegada de Trump. Las franquicias que tenían planes de seguir adelante, siguieron adelante. Las que estaban por aventarse se pararon un poco, pero ya se están reactivando.

Trump fue un tema muy interesante y para bien en México, porque también a los mexicanos nos dio la oportunidad de sacudirnos, ver lo que tenemos aquí adentro, cómo podemos responder a la demanda con el mercado interno, cómo podemos seguir creciendo y de comenzar a ver otros mercados y no solamente pensar en Estados Unidos.

¿Cómo va el crecimiento de franquicias en América Latina?

—El crecimiento va muy bien en el mercado sudamericano, de hecho tenemos más franquicias en el mercado sudamericano que en Estados Unidos. Por ejemplo, Sushi Itto, Wings Army, Agua inmaculada, Electrobike, Todo para sus pies, Beleki. Tú llegas a Guatemala, Costa Rica o a Honduras y te encuentras que las franquicias son interesantes, pero es chiquito el sector, entonces, muchos mexicanos con marcas muy reconocidas están creciendo en estos mercados.


La idiosincrasia y la cultura es mucho más similar a México que el mercado norteamericano. Lo natural es mirar hacia abajo

¿Qué aspectos debe tomar en cuenta alguien que quiere poner una franquicia?

—Primero me enfocaría a qué es lo que me gusta hacer, en qué sector me quiero meter. Ya que definí el sector, ves cuáles son las opciones del mercado. Si quiero comida, ver cuáles son las opciones de comida y cuáles son las alternativas para las que me alcanza con el dinero que tengo. Una vez que tienes esas dos o tres posibilidades, investigas la historia del franquiciante, eso es fundamental. No quiere decir que los nuevos franquiciantes ni que los que llevamos 25 años somos mejores que los que llevan un año, pero definitivamente hay una historia.

El segundo paso es hablar con franquiciatarios, eso es de ley. Yo no compraría sin hablar con alguien que la compró. La tercera, es ver qué está pasando en el sector, qué está pasando en la tendencia, si éste va para abajo en ese mercado o va para arriba, porque esto hace muchas diferencias.


Después, necesitas hablar con la Asociación Mexicana de Franquicias. Es un paso obligado porque nosotros tenemos la responsabilidad de decirte si sabemos algo de esa franquicia. Si es un socio de la asociación, a ti como inversionista te da cierta garantía de que pasó por un filtro, pues no aceptamos a cualquiera. Nosotros si sabemos de alguna demanda o sabemos de algo, es nuestra obligación decirte: “Oye, ten cuidado, porque tenemos 10 demandas de este restaurante”, por ejemplo. Guardamos la información que recabamos porque la gente que de repente tiene un problema con una franquicia y nos habla a nosotros. Así que tenemos mucha información de primera mano.

¿Cuáles serían los focos rojos que te dicen que tengas cuidado?

—Primero, las franquicias que son reales, que operan bien, tienen la obligación de entregar una circular de oferta de franquicia, esto es un documento que es como un mini resumen de tu contrato de franquicia y tienen la obligación de entregártelo a ti, antes de que tú les entregues el dinero. Si llego con alguien que me dice que es una franquicia y le pido la circular y me dice que no la tiene, foco rojo, porque es un documento que, seas de la Asociación o no, tendrías que tenerlo.

Si no te quieren dar la lista de sus franquiciatarios, también es foco muy rojo. Si no tiene página de internet, súper mega rojo. Tú tienes que pedir todas estas cosas, además de hablar a la AMF para pedir referencias sobre ese proyecto.


Estos serían los focos rojos, pero no quiere decir que una oportunidad de negocio sea mala, pero justo eso, es una oportunidad de negocio, no es una franquicia.

¿Tienen muchos reportes de fraude de franquicias?

—No, muy pocos. La forma más adecuada para que no te vean la cara es que tú como inversionista hagas tu tarea. Desafortunadamente la gente no hace su tarea y no investiga antes. Quien va a invertir en un negocio, tiene que investigar antes.




Ver articulo completo